miércoles, enero 19, 2011

Aprendiendo de la cabra montés

El como la hice: Me gustan mucho las cabras salvajes, y aprecio especialmente su saber estar.  Parecía estar esperando a que llegara yo para fotografiarla, y desde luego cuando la vi allí arriba me quedé maravillado. Retrocedí, para salir de su ángulo de vista y estando a cubierto monté el tele (sin trípode). Salí reptando estilo Rambo pero como tengo que ir vestido de colorines para que los cazadores no me peguen un tiro a mi, ella me vio enseguida y con toda la tranquilidad se puso un poco más adelante para confundirse con la montaña. Espectacular inteligencia la de la cabra.

La filosofía: Una buena parte de nuestro cerebro es como el de una cabra montés. Espero que eso me autorice a decir que este animal se siente feliz de haber llegado hasta allí, que no está mal para tratarse de una cabra (y os juro que no se por donde habrá podido subir) pero que siente un poco de miedo pensando en que tarde o temprano deberá bajar. Estas cosas suceden.

La técnica fotográfica: (i) No estoy seguro de haber revelado bien esta foto, y probablemente se ve mal en el blogspot pero ustedes ya se la imaginarán si les digo que la nitidez es correcta. De hecho, lo que ustedes ven no es la foto si no una miniatura, o una representación aproximada o como le quieran llamar (ii) He encontrado (hasta cierto punto) la solución al problema del teleobjetivo ligero para cuerpos Nikon pero otro día les hablo de técnica y equipo.

El curso de las cosas: Voy a tope de trabajo y terminando de actualizar el material para el taller de Paisaje Astronómico del sábado... pero cuantas más cosas tengo entre manos y más agobiado estoy, más necesito escribir entradas para el blog. Sean ustedes felices, en la medida de lo posible. Muchas gracias por sus comentarios afectuosos.

20 comentarios:

frikosal dijo...

Ese montón de piedras a la derecha de la cabra es un hito que debe ser obra de algún escalador. Lo que de verdad sigo sin entender es por donde subió la cabra.

Bufaforat dijo...

ke cabroooo

frikosal dijo...

Estaba por decir beeeeee !
pero no hacen ese ruido si no una especie de silbido

Juanma Marín dijo...

Me encantan este tipo de fotografías de cabras, bueno en general todas, pero éstas de composición sobremanera. Enhorabuena por la imágen y un saludo.

JC dijo...

Me encanta la foto, ese techo bajo de nubes le da el toque final. Igual está allí todavía la pobre cabra sin saber cómo bajar...

Por cierto, me alegro de que su susto se quedase en eso, un susto, un parachoques abollado y un coche que no tuerce demasiado bien.

MartinAngelair dijo...

En mi caso sólo bajaría bien, pero con paracaidas,... :)




B.D.C.M.
Beso.




...y sí, insisto,...cuídate mucho.

Albert dijo...

No se preocupe por la cabra, Doctor, si supo subir seguro que también sabía bajar! !!
Tengo una relación de cariño muy especial con la zona de "Els Ports" desde hace muchos años, y he visto cabras en los lugares mas abruptos, transitando por sendas imposibles...
Seguro que las cabras, cuando piensan en los humanos tampoco entienden como podemos sobrevivir en nuestra "selva"... y eso que no le vieron hacer piruetas sobre la escarcha...
La foto como siempre, de lujo

Ars Natura dijo...

Quizás no fuese una cabra, sino un escalador suicida disfrazado de cabra, como usted va vestido de colores llamativos para que no le confundan los cazadores, quizás este escalador se disfrazó de cabra para lo contrario.

Dejo un enlace a mi blog donde se puede ver una cabra (esta sí era cabra) que quería ver más allá:

http://arsnatura.blogspot.com/2009/10/al-fondo-africa.html

Antonio Martínez Rúa. dijo...

Sin duda, Sr Frikosal, la cabra bajaría tan tranquila como subió... ellas más bien piensan el por qué de tanto material que llevan los escaladores... es espeluznante (para nosotros) verlas moverse al borde del abismo.
Sólo un apunte, las cabras también preferirían vivir en las zonas de montes suaves... somos nosotros los que las hemos obligado a vivir como "bandoleros" en las peñas inaccesibles. Y esto me lleva a pensar como entendemos el Mundo... tenemos la idea de que ciertos bichos son representativos de las montañas... de que las montañas abruptas son su hábitat ideal. Pero no!!. Son el resultado de una persecución meticulosa, y esos bichos montaraces no tienen otro remedio de huir a lugares menos amables... para los humanos y para ellos, Salut!!

Josep Fábrega Agea dijo...

Has aconseguit fer-te un mon a la fotografia natural en un temps récord.
Cada foto que fas és lluitada, disfrutada i en simbiosi amb la bellesa natural i molt a prop del qu en realitat som: animals en un entorn, subjectes a les lleis naturals , ho vulguem o no.
Per tant, "chapeau" Frikosal, cap esforç teu és balder.
Respecte a les fotos en blocs , he fet una entrada al bloc de Jordi busqué fent uns suggeriments al respecte que potser t'interessaran.

Miazuldemar dijo...

Yo siempre he envidiado el disfrute que tienen que tener estos animales de esas vistas que observan desde las alturas.

Me pasa también con las aves. Tienen que tener unas vistas espectaculares.

Quién tuviera plumas por un ratito!!

Roger Eritja dijo...

Yo creo que eso era el espíritu de una cabra. La Gran Cabra quizás. O un fotógrafo reencarnado...

Angeles dijo...

Nunca había pensado lo de los colores brillantes para ir a la montaña, ni para hacer fotos, ni para pasear, nunca hasta hace un mes, cuando a un compañero de trabajo que se encontraba tras unos arbustos para tomar unas fotos, le pegaron dos tiros.
Tiene perdigones en la cabeza, en la espalda, (Varios en el pulmón) y las manos destrozadas, con un pronóstico de, “Posible recuperación parcial” de más de un año. Y luego hablan de los peligros el tabaco.

Me encanta su cabra Sr. Manel, las he visto relativamente cerca y son un prodigio, sus patas son fascinantes, ríase usted de Spiderman y demás superhéroes, es casi imposible el equilibrio que tienen, seguro que bajó, dando saltos, igual que subió.

Un beso

frikosal dijo...

Estoy indignado !!!!
Estará en la modelo, supongo, el autor de la fechoría. ¿Como es que estas cosas no salen en la tele? ¿Cuantos casos habrá al año en este país?
Dale recuerdos a tu amigo.

igniszz dijo...

Esas cabras las tienen amaestradas para escalar peñas cuando vienen fotógrafos. Es su nueva adaptación al medio del siglo XXI. Luego miran las fotos en el feisbuc. Lo triste es que apenas cobran una miseria, aunque el mayor problema que tienen es el de los terroristas del bosque, que auyentan a perdigones a los turistas.
Este mundo está loco.
Buena foto y mejor documento.

Erna Ehlert dijo...

Muy bonita la foto con tu cabra.

Ahora si, no se te ocurra querer subir a los sitios de ella.
Esto bichos bajan igual de bien como suben, pero tu…
no sé…

Un abrazo

Guerrillera dijo...

Que vaya muy bien el taller de paisaje astronomico del próximo sabado 22!!

Salomé Guadalupe Ingelmo dijo...

Yo que tú no me preocupaba demasiado por la bajada: son capaces de cosas insospechadas. Deja mucho más estupefacto, dado su mayor envergadura y peso, ver a dónde pueden trepar las vacas y con qué soltura. Me refiero obviamente a las recias vacas extremeñas acostumbradas a andar solas por la motaña toda la vida comiendo robles y zarzas, como sucede en Gargantilla por ejemplo.
Saludos

Ramon Portillo dijo...

Pues de sobra es conocida la capacidad de las cabras 'montesas para la escalada, las pezuñas esas especiales y lo 'tozudas' que son, basta que pensase que iba a tener buenos brotes allá arriba para que se tome su tiempo para hacer cumbre ;-)

La foto es fantástica ;-P

Golfo dijo...

Es una cabra magistral. Una cabra que irradia superación, paz interior y gran filosofía.
Si yo conociera a esta cabra, me gustaría fumarme un pitillo con ella, y compartir su lúcido silencio en las alturas.