jueves, septiembre 06, 2007

Encuentro en la playa



Vi a esta mujer en Chile, al norte de Viña del Mar, en un pueblo. He reflexionado mucho sobre nuestro encuentro casual en la playa.

No se nada de ella. Solamente que pasea al atardecer por la playa solitaria, mira las gaviotas y recoge conchas y latas vacías. No he vuelto a verla, ni tan solo puedo recordar el nombre del pueblo.

Ella me vio paseando por la playa, yo también buscaba conchas, pero esa tarde yo quería ser una gaviota, yo quería ser otra vez un niño buscando conchas con mi padre, en otro mar que ya murió, yo quería poder volar a través del tiempo.



Ella, en cierto modo que no os sabría explicar, era muy especial. Tenía algo dentro, algo que no se si aprecia en la foto. Ella entendía las cosas. Nunca he tenido esta sensación hablando con un desconocido. Me miró por dentro y creo que ella supo que es lo que estoy buscando. Hablamos poco, yo me tuve que marchar, me estaban esperando. Y me fui sin preguntarselo.



Si no fuera por las fotos pensaría que lo había imaginado todo.

9 comentarios:

pablito dijo...

Es verdad que hay gente que dan la impresión de que te calan enseguida.

Espero que hayas tenido unas buenas vacaciones en Chile y que hayas sacado muchas fotos.

Un saludo.

Carmen dijo...

Tu mente tendrá unos recuerdos que la foto no hará más que constatar, pero es dentro donde viven y por eso ella te vio.

Marmorlu dijo...

Bonito homenaje que ella nunca llegará a leer...
Pero la magia del Blog y tu sensibilidad, han hecho que pase del Anónimato al Protagonismo en un abrir y cerrar de ojos...
Ella se acordó de ti y tu la recordaste en el Blog.

nomesploraria dijo...

"Me miró por dentro y creo que ella supo que es lo que estoy buscando."

ésto sólo pasa una vez en la vida mi querido Doctor.

maradedeusenyor!

Martin Gallego dijo...

Hay personas que están en armonía con el mundo, transmiten una serenidad y conocimiento que nos hace sentir bien, claro que a veces es un simple reflejo de nuestro estado interior. Tambien me ha ocurrido al observar algunos niños pequeños. Evidentemente no pueden comprender todas las cosas, ni lo pretenden, pero están en armonía, no se explicarlo de otra manera. Abrazos.

treehugger dijo...

Buf, este blog esta adquiriendo un nivelazo que ya pronto no me atrevere a ensuciarlo con mis comentarios sarcasticos.

Felicidades!

Pura poesia echa en prosa.

-th

LE MOSQUITO dijo...

Emocionante, evocador, amarguillo y dulce...

Joan González dijo...

Simplemente sensacional... se me cayó la lágrima...

salut

joan

rodrigoaz dijo...

El pueblo se llama Quintero.
Suerte!