miércoles, mayo 12, 2010

Una modesta proposición

Según me aseguran, en cierta ocasión, el gran Rockefeller estaba haciéndose lustrar las botas a la salida de su edificio en Nueva York cuando el limbiabotas se atrevió a dirigirle la palabra:

-Señor Rockefeller, ya soy mayor y tengo unos ahorros ... había pensado invertirlos en bolsa. ¿A usted le parece que este es un momento favorable?
-Desde luego, es un momento excelente.
Le dio medio dólar y volvió a subir a la planta 79 desde donde administraba su imperio:
-¡Vendan, vendanlo todo!
-Pero, ¿ cual es el motivo señor Rockefeller ?
-Cuando hasta el limpiabotas está pensando en la bolsa, es que ya está dentro todo el dinero y ahora va a caer.

De modo que a la vista de las noticias de esta semana, y viendo que el 97% del dinero que circula por el mundo no es para comprar y vender cosas tangibles, si no para puras operaciones de especulación, y sabiendo que "los mercados" en realidad son los que deciden el futuro nuestro, y que al decir "los mercados" parece que todo el mundo tenga su parte equitativa de influencia, pero que en realidad son unos pocos los que realmente cortan el bacalao, yo no quisiera pasarme de radical y pedir que cierren las bolsas ni nada por el estilo, ni pensar en mecanismos que desincentiven levemente las operaciones a muy corto plazo, ni habilitar las medidas de "refundación del capitalismo" que nos vendían hace algún tiempo.. pero si tengo una modesta proposición:

Mi idea es simplemente que por las radios y las teles públicas no se de la información de bolsa cada mañana, tarde y noche, como si eso fuera algo crucial. Por lo menos, que a los limpiabotas no se nos ocurra morder el anzuelo.

¿Qué les parece?

21 comentarios:

MartinAngelair dijo...

Qué dificil se hace a veces,...todo.


...y para más inri,...hace también mucho, que no tengo la suerte de cruzarme con un limpiabotas.




Bueno,...por lo menos, sé que existen.





B.N.C.M.
Besos.

Josep Mª Abadia i Palau dijo...

En casa tenemos la sensación de que hay unos cuantos que están jugando al Monopoly a tamaño real y parece que no van a parar hasta romper el tablero.

Josep Fábrega Agea dijo...

Tengo cuatro duros ahorrados y pienso más en la D3x y buenos objetivos que en la Bolsa. Pero no hago ni una cosa ni otra.
No me compro el equipo porque creo que a los funcionarios nos a van dar estopa económica pronto y más vale no gastar y Bolsa porque conozco a alguien que sabe mucho de bolsa y que invierte en bolsa y que gana dinero en bolsap ero siguiendo esta premisa:
"Invierte en bolsa el dinero que podrías tirar, inviértelo en valores muy seguros y mantenlos durante un periodo no inferior a 8 años suba o baje, luego elige un momento correcto de subida para vender"
A él le va muy bien (es muy rico, de hecho) pero yo no tengo dinero para tirar como puede suponerse.
Por otro lado soy de orígenes muy humildes, me crié en un pueblo que se convirtió , en pocos tiempo en los años 60, en una espantosa ciudad dormitorio, pasé privaciones en mi infancia que no pasan los inmigrantes hoy en día ni de lejos, me saqué la carrera trabajando de camarero, de peón de la construcción, recogiendo fruta en LLeida, así que si miro hacia atrás sin ira sé que muchos de nosotros vivimos mejor de lo que creemos, o almenos mucho mejor que en nuestra infancia.
Hay que ser positivo. No somos limpiabotas.
Una persona con trabajo fijo, con un techo más malo o más bueno, que puede educar y cuidar correctamente a sus hijos, que puede mantener alguna afición o hobby, y , muy importante, que económicamente no haya estirado más la manga que el brazo puede considerarse un privilegiado, ya digo, mirando hacia atrás sin ira.
Me disculparas mi mentalidad pero soy hijo, nieto, bisnieto, tataranieto de campesinos y ya sabes como somos de prácticos :)

Icíar dijo...

Pues yo no veo descabellado que pidiera que las bolsas fueran prohibidas.
Y tampoco estaría mal que pidiera un INDULTO DE LAS DEUDAS que todos tenemos. El gobierno nos indulta las deudas dándonos el dinero de las mismas. Le pagamos al banco la deuda. El banco cobra. Baya su tasa de morosidad y nosotros podemos partir de cero, limpitos. Mejor a que le den el dinero al banco, el banco se hunda igual y nosotros sigamos jodiditos. :P

Erelea dijo...

Curiosa propuesta a la vez que imposible. Amigo Frikosal, los medios de comunicación no viven de la comunicación, sino del espectáculo. Si la bolsa sube o baja e intuyen espectáculo se lanzan como fieras. Lo malo es que la mayoría de la gente no somos conscientes de ello y de una anécdota sacamos la conclusión de que todo es "así o asao", sin términos medios. De esta forma nos creemos las crisis, las gripes A, las hecatombes nucleares, etc, etc...

Riforfo Rex dijo...

Lo más curioso es que todos - y cuando digo todos no me refiero a tí y a mí sino a todo el mundo - sabemos que todo - y cuando digo todo me refiero al sistema económico al completo - va hacial el desastre pero todos - y cuando digo todos me refiero al menos a mí - lo vemos como algo inevitable y que lo único que hay que esperar es el Gran Cataclismo del cual se librarán mayormente lo que lo han provocado y algunos otros - pocos - que serán los que tengan que trabajar para limpiar los escombros y prepararles el terreno para Brave New World que será igual o peor.

macroinstantes dijo...

Nuestra especie ha experimentado un crecimiento poblacional y económico brutal, en apenas unos cientos de años, basado en una única cosa, la increíble cantidad de energía acumulada durante cientos de millones de años en los hidrocarburos fósiles. La cantidad de hidrocarburos que hay es limitada. Cuando los quememos todos, no habrá más, nunca (otros cientos de millones de años = nunca).

Cuando los recursos que han permitido un aumento poblacional de una especie se agotan, el reajuste es inevitable. Da igual lo que diga la televisión para que no cunda el pánico. Ya no quedan continentes vírgenes a los que expoliar. No quedan nuevos campos petrolíferos que descubrir. Las energías alternativas se apoyan en el propio petróleo y en las subvenciones. NO hay energías alternativas, no para cubrir el gasto actual. Millones de buenos ciudadanos con sus casitas, sus coches, sus hobbys, sus familias modélicas, sus televisiones planas de tropecientas pulgadas y su chapita de color en la oreja giran en espiral, cada vez más rápido, camino del desagüe, sin saberlo, confiando en que alguien allí arriba esté trabajando en la salvación.

Pero los de allí arriba están trabajando en SU salvación. Cuando venga Paco con las rebajas, de nuevo las rebajas no van a estar equitativamente distribuidas. Las pulgas más gordas irán para los perros más flacos.

Pero me parece bien. Creo que nos lo hemos ganado a pulso. Unos por acción y otros por omisión.

Hoy estoy optimista... :-)

Joselu dijo...

La bolsa es la expresión más pura del sistema capitalista, pero no hay alternativa mejor al mismo. Todas las que se han ensayado han terminado en desastre. La historia del comunismo es para no repetirla. El capitalismo ha permitido el crecimiento exponencial de una parte del mundo, y ahora está llegando a otra por parte de los países emergentes (China, India...). El problema es que nuestros recursos, como dice Macroinstantes, son limitados. No creo que sea cuestión de adjudicar el papel de buenos y malos. No hay alternativa al sistema. El ser humano es aprovechado y egoísta. No se conforma con tener lo justo para vivir. Todo lleva a que arrasemos el mundo y no queremos verlo. ¿Cuáles son las necesidades reales?Es difícil de decidir puesto que en una economía con miles de millones de personas, el consumo contribuye a crear puestos de trabajo. Si disminuimos el consumo y limitamos nuestras necesidades, nos vamos a la mierda. Si no lo hacemos, también. Tendríamos que encontrar un equilibrio en el decrecimiento, pero ¿qué político explica esto a sus electores?¿Cómo explicar que no sólo a los funcionarios hay que disminuirles el sueldo? Y además subir los impuestos. Me temo que no hay solución. Me gustan los chistes del Roto pero sólo presentan los ángulos muertos del sistema, no soluciones. Estas no existen. Concuerdo con Macroinstantes. No hay solución, pero habrá quien salga mejor y quien salga peor. Yo ya tengo claro adónde iré.

Oddiseis dijo...

¿Se acuerdan ustedes de la fábula de los tres cerditos constructores y el lobo feroz y soplador? Pues va a resultar que le hemos dado una vueltecita de tuerca y ahora el final del cuento es que los cerditos acuden al lobo a que les asesore sobre qué tipo de construcción no lograría derribarles y éste, por supuesto, les responde que no hay alternativa para el sistema, que están en el mejor de los mundos posibles y que han de dar gracias porque se los vaya a comer con todo el cariño y la pena del mundo. Pero todo esto de muy buen rollito.
Somos tan etnocentristas que pensamos que en occidente hemos inventado hasta el egoismo humano. Señores, que en el mundo hay sociedades que se han mantenido durante miles de años en equilibrio sostenible tanto socialmente como con su entorno, y en las que, por estar formadas por seres humanos como nosotros, cojeaban de nuestros mismos defectos.
Pero claro, cambiar, con el sacrificio que requiere, es mucho, pero que mucho más difícil que rendirse y tumbarse a llorar por lo malos que somos.
El doctor Frikosal por lo menos plantea una proposición ¡y eso que se autodefine pesimista!.
Si algo caracteriza a esta crisis es que ha dejado al descubierto la escasez de ideas y de ánimo que se ha apoderado del mundo "rico". Tal vez eso signifique que debemos dejar paso a otros para que encabecen ellos la marcha.

Oddiseis dijo...

Perdonen que insista pero es que me indigno ¿que no hay alternativas?. Pues yo las encuentro a patadas. Muchas de ellas estarán equivocadas. Seguro. Pero ¿qué se puede perder con intentarlo?. Los que nos dirigen (ojo, no me refiero a los políticos, sino a los que dirigen el cotarro de verdad) han demostrado estar equivocados. El sistema no funciona (¿alguno lo duda?). Y si no funciona ¿porqué persistir testarudamente en el error?. Probemos algo nuevo, equivoquémonos, porque no tenemos nada que perder.
Desde luego yo solo soy un humilde físico. Yo no tengo un master en macroeconomía por Harvard, pero de veras que me parece que los que se precian de poseerlo no tienen ni la más remota idea de cómo funcionan las cosas. Ellos nos han llevado hasta aquí. ¿Porqué seguimos escuchándolos?

Toni Bra dijo...

M'apunte a eixa proposició,una proposició fàcil,senzilla i de segur que ningú tiraria de menys conceptes o paraulotes com Eurostoxx 50 , Dow Jones , Nasdaq Composit.Ibex...etc

El futuro bloguero dijo...

Buena propuesta, porque cuando todo hace crack, son los limpiabotas los primeros que se quedan sin nada...

Esa anécdota me la contaba siempre mi padre, junto a otra del General McArthur que al parecer se acercó a una hoguera en la noche fría, y los soldados que estaban allí le dijeron eh tú, si quieres estar en la hoguera trae un tronco como los demás. El así lo hizo. Con el calorcito se fue desabrigando y al reconocerle el que le mandó traer el tronco le dijo perdoneme mi gneeral, y el contestó, conmigo no hay problema, pero no vayan a tratar así a su sargento o se verá en problemas...

JuanB dijo...

Ustedes alguna vez han tenido ahorros? Y los han invertido en un fondo de inversión?
Quienes mueven los hilos de estos fondos de inversión son los que hacen muchos movimientos especulativos de capital. O acaso a usted no le gustaria invertir en el fondo de inversión que le diera un interés mayor?
Hay mucha gente que está colaborando en generar estos movimientos, sin ni siquiera enterarse!
Mucho del movimiento de capitales existente ahora y de la oferta de créditos que existia hace unos años viene de los ahorros de los ciudadanos chinos, que son muchos y mucho más ahorradores que los europeos. Ese dinero hay que moverlo para que genere intereses... Mientras que buena parte de la economía se base en movimientos especulativos en vez de economía productiva, así iremos.

Javier dijo...

¿A quién podríamos fusilar? Mejor, ¿a cuántos habría que ahorcar para salir del estupor?

Un abrazo.

frikosal dijo...

Bravo a macroinstantes por su comentario apocalíptico. Pero yo después matizaré algo.

El sistema actual es claramente mejorable. La bolsa (y demás mandangas de este estilo por abstractas que sean) es hacer aflorar lo peor y más egoista de cada persona.

Hay una anécdota que me parece muy ilustrativa. Después de un horrible accidente en la India, que mató a miles de personas, había la dudad de si la empresa química que lo provocó recibiría una multa pequeña o muy pequeña. Finalmente fue irrisoria, algo así como 1$ por muerto. Al saber esto, las acciones de la empresa subieron. Miles de ciudadanos normales, accionistas en Occidente, que de haber visto los cadáveres retorcidos y la falta de hospitales en la zona no hubieran dudado en ayudar, se alegraron. Y presionaron sin saberlo para que la condena fuera vergonzosamente baja, e incluso indirectamente causaron el accidente al exigir máximos beneficios.

"Los mercados" son insaciables, quisieran que la edad legal para trabajar fuera de seis años, que se suprimieran las medidas de seguridad en las fábricas, que se asfaltasen las playas, y un largo etcétera. En algún momento habrá que decir basta.

Hay que buscar un sistema que sin impedir la iniciativa individual, impida que cada uno sea víctima del egoísmo de todos los inversores.

frikosal dijo...

macroinstante,
Los recursos energéticos en realidad habían estado siempre allí, hasta que se aprendió como usarlos. Quiero decir que lo que catalizó el cambio fue la tecnología. Es decir: podemos aprender cosas.

Si nos apeamos del mito de que es posible y deseable el crecimiento indefinido (y este es el mito que los liberales defienden ciegamente incluso después de que su especulación haya provocado esto), tal vez haya una posibilidad. Complicado, desde luego.

Joselu dijo...

Oddiseis sostiene que encuentra alternativas "a patadas" pero no enumera ninguna. Y además afirma que no tenemos nada que perder como si los experimentos sobre la macroeconomía se pudieran hacer en una tarde de juerga y si funciona vale y si no funciona pues no pasa nada. No tenemos nada que perder. Pues yo sí pienso que tenemos que perder. Nuestro mundo occidental vive en general con relativa comodidad a pesar de la crisis. Sólo hay que ver cómo están las zonas de ocio y los restaurantes. ¿Qué soluciones hay? Me gustaría conocerlas. Soluciones para un mundo que va encaminado al desastre medioambiental, un mundo en que la pobreza extrema afecta a más de mil millones de personas, un mundo donde hay un continente que se hunde en la pobreza y la corrupción, un mundo que se queda sin combustibles fósiles en pocas décadas, un mundo donde países emergentes quieren su tasa de bienestar como la que hemos tenido los que hemos disfrutado durante décadas.¿Cómo decirle a China que no crezca a semejante velocidad pues contamina y depreda los recursos del mundo? ¿Cómo poner límite al efecto invernadero si no dejamos de crecer? ¿Entienden las sociedades esto?

Una idea interesante para gravar los movimientos financieros especulativos es la tasa Tobin. Dicho impuesto parece que generaría 700.000 millones de dólares anualmente lo que serviría para paliar la pobreza en amplias zonas del mundo.

No creo que existan soluciones fáciles ni que existan a patadas dichas soluciones. En todo caso me gustaría oír alguna. ¿Nacionalizar la banca? ¿Colgar a los banqueros?

frikosal dijo...

A mi me parece razonable la tasa Tobin u otras cosas por el estilo. Pero a esa gente no hay quien les meta mano. Es que para empezar, no se sabe quien son. Yo no creo en grandes utopías pero hay que poner un poco de arena en los engranajes (como decía Tobin según acabo de leer) para que no gire demasiado rápido.

felquera dijo...

Yo soy maltussiano en el tema poblacional (otro creciemiento insostenible en el que la Iglesia tiene mucho que ver), y a los grandes capitalistas especuladores los mandaba una semana con una manada de jabalíes sodomitas.

Bufaforat dijo...

No si al final tendremos que darle toda la razón al Niño Becerra...

igniszz dijo...

La bolsa conecta os ahorros de los inversores con la financiación de las empresas, pero cuando se convierte en carnaza para lobos insaciables a veces dan ganas de pegarle fuego al rebaño!