jueves, junio 18, 2009

Dos amigas ovopositando

Parece que las charcas son grandes y que las libélulas tendrían espacio de sobra para ovopositar sin problemas, pero cuando las has observado un rato ya sabes que no cualquier lugar es bueno para que las grandes hembras de Anax realicen la puesta.

Las Anax imperator realizan la puesta dentro de una planta: clavan los huevos dentro para que queden protegidos (a eso se le llama puesta endofítica). A veces las veo rondando un tronco y les advierto que ese no es un buen lugar pero ellas lo intentan una y otra vez, tozudamente, sin hacerme ni el menor caso. Hasta que se dan cuenta de que es mejor probar en otro sitio. Tampoco son tan listas. No hay que sobreestimar a nadie, nisiquiera a las libélulas.

Y al final, lugares realmente buenos tampoco hay tantos. De modo que un día pude ver como estas dos amigas ovopositaban en la misma planta, cada vez más cerca, mientras yo esperaba a ver si entraban en el mismo encuadre las dos, tratando de no moverme para no asustarlas ni provocar olas (a todo eso, yo estaba agachado con el agua de la charca hasta el ombligo).

Y así fue, finalmente se acercaron mucho y yo aproveché para hacer unas fotos mientras ellas seguían a lo suyo, absortas. Pero en un momento (el de la foto) una de las dos empezó a poner su abdomen sobre el de la compañera, como para clavarle un huevo.

Eso ya fue demasiado -todo tiene un límite- y la libélula de la izquierda se marchó volando. No lo he vuelto a ver nunca. Es espectacular ver a esos dos enormes insectos juntos y poder observar su comportamiento natural, sin que mi presencia les afecte para nada.

23 comentarios:

la desanchá dijo...

El otro día encontramos una de estas, muertecica en el asfalto, junto a la rueda de un coche. Y una se pregunta qué hacía la pobre en una calle de una localidad costera, sin jardines ni estanques a la vista. Las hormigas ya se habían comido un ojo.

Tremendo animal, por cierto. Gran envergadura, tórax potente y un abdomen de un precioso color azul denso. La busqué en internet y me parece que era macho.

la desanchá dijo...

Y qué feo suena "ovopositando". Parece que fueran para notario, o para funcionario de cualquier consejería de cualquier comunidad autónoma.

frikosal dijo...

El macho es azul, la hembra verdosa.
Si que es fea la palabra.. no se si cambiar el título

Amig@mi@ dijo...

Qué rato tan intenso pasarías. Menos mal que ya no hace frío, aunque si el agua es de deshielo...
Mereces los premios de tus fotos, no sólo por compartir tantos conocimientos con nosotros , sino porque se nota que tú eres el primero que disfrutas con la experiencia...
Un abrazo

treehugger dijo...

Que gran paciencia tiene usted para con las libelulas y que poca para, digamos, el golf...

Anónimo dijo...

Parecen muy absortas, sí.

¡Viva el ovopositor enmascarado!

igniszz dijo...

Qué gran fotografía, muestra de su buena dosis de paciencia.

frikosal dijo...

Amig@,
Son momentos impresionantes, de veras. Para mi es como si fuera un safari y estuviera viendo la caza del guepardo, digamos.

frikosal dijo...

Th,
Es que el golf es una tontería y como vd comprenderá yo no estoy para esas cosas.

frikosal dijo...

Ignis,
No, de verdad que no es paciencia, lo paso en grande.

frikosal dijo...

Ignis,
No, de verdad que no es paciencia, lo paso en grande.

Le Mosquito dijo...

Como ose usted borrar su ovoposición le hago un trol a medida.

El fin de semana pasado volví a encontrar "exoesqueletos" de libélulas sobre piedras de río, pero a ninguna más pariendose.
Hice fotografías. Bueno, algo parecido...

Le Mosquito dijo...

¿Se da cuenta? Es tal mi frustración que he parido sin tilde.

Mamen dijo...

Qué buena fotografía. Se aprecia hasta la sombra de los nervios de las alas en el cuerpo de las Anax.

Me hace mucha gracia imaginarte dentro del agua cámara en mano :)

Pantagruel dijo...

Quien, cuando no estás tú, les explica que sitio es bueno para ovopositar?

Anónimo dijo...

preciosa fotografia con tu buena observación

un saludo desde alemania



Erna

Anónimo dijo...

preciosa fotografia con tu buena observación

un saludo desde alemania



Erna

zbelnu dijo...

Sólo porque eres tú y te han aceptado como un gran libélulo, lo sé porque me lo dicen quienes te acompañan
Son preciosas, y quéinteresante verlas actuar

Javier 16 dijo...

Tenía como costumbre de crío, la de salvar del agua de las piscinas a estos asombrosos y cándidos insectos, a los que siempre, dediqué gran amiración y respeto. No conocía entonces la voracidad de sus larvas.

Te felicitaría por la calidad de las fotos, pero habiendo visto el repertorio, prefiero hacerlo además por los detalles captados aparentemente superfluos, a los que poca gente presta atención, y que has convertido en auténticas obras de arte.
Saludos.

María dijo...

Siempre se dice, que una imagen dice más que mil palabras, pero en este caso...

¡¡¡Es increíble lo que puede confundir esta imagen!!!

De hecho, a mi la primera vez que la vi...que no fue aquí. Me confundió.

Un abrazo.

Jesús Dorda dijo...

En mi estanque hacen puestas habitualmente estas maravillas prehistóricas y en su afán "ovopositador" dejan curiosos dibujos sobre las hojas de los nenúfares.
Bonitas fotos

el objeto a dijo...

a menudo leyéndote me pregunto si no habrás conseguido desarrollar alguna técnica lama-oriental de respiración para pasar desapercibido a los bichos

parece la foto de una danza

zbelnu dijo...

Y por cierto, qué bien queda la laguna durandiana junto a los dos retratos de las galerías de bichos del blog...