En un momento de euforia

Ahora mismo son las 15:19 del miércoles y yo debo estar sin falta a las 17:00 en la capital para dar una conferencia titulada (digamos) “Agrimensura práctica”. Pero en este momento estoy sentado sobre una piedra al lado de un delicioso arroyo. Después de estar un rato haciendo fotos de libélulas me he bañado, me he comido las verduras asadas con atún, me he vestido y no he podido resistir la tentación de sacar el ordenador para frikosalear un momento. No suelo llevar el ordenador pero me daba miedo dejarlo en el coche y he preferido meterlo en la mochila. Estos micro PCs son pequeños, ligeros y baratos, una maravilla (y yo no se hacer nada sin un ordenador).

Está el río verdaderamente precioso y rebosante de toda clase de vida. El agua empieza a estar en su punto y bañarse entre las algas ya es un placer con este calor del mediodía. Parece mentira que hace apenas cuatro meses este mismo lugar fuera helado y desagradable, casi totalmente inerte. Ahora parece hecho para que podamos disfrutarlo.

Y siempre, como cada día que salgo a hacer fotos, me pregunto si podré volver a bañarme aquí mismo. Dice la amiga Erna que no diga eso, pero no es un mal augurio ni un mal pensamiento: es una forma de darme cuenta de lo maravillosos que son todos los instantes que se pueden pasar al aire libre, en la naturaleza, disfrutando de la vida. Cada primavera solamente tiene un principio de Mayo, y la vida nadie sabe de cuantas primaveras consta. Como dijo Thoureau (lo cito de memoria): que cuando vaya a morir no me de cuenta de que he vivido en vano. A disfrutar, pues, cada día como si fuera el último.

Pero son las 15:28 y debo marcharme a trabajar. Por la noche, si puedo, subiré una foto de este lugar al blog. Hasta pronto.

(Ya en casa he corregido un par de faltas y alguna palabra repetida. Por lo demás he subido el texto tal cual, escrito en un momento de euforia. No tengo tiempo para poner la foto, pero créanme que escribí desde un lugar maravilloso. O por lo menos lo era en mi imaginación).

Comentarios

Erna Ehlert ha dicho que…
Manel,
esto es vivir a tope poder disfrutar de la naturaleza.
Creo en la felicidad cuando pienso en los momentos estos que describes.
Y el ordenador también ayuda a disfrutar mucho, sobretodo leyendo a Frikosal.

Un abrazo
María ha dicho que…
La verdad, nunca hasta llegar a tu blog, había apreciado la belleza que se esconde tras estos bichitos tuyos..¡cuantas cosas hermosas nos perdemos por no fijarnos!¡que gustazo poder estar minutos antes de trabajar en un lugar tan hermoso como el que describes!!! un saludo.
gyorch ha dicho que…
I went to the woods because I wished to live deliberately, to front only the essential facts of life, to see if I could not learn what it had to teach, and not, when it came time to die, to discover that I had not lived.

Te has comprado Walden?
Martin Gallego ha dicho que…
Si señor, en ocasiones elegimos hacer una foto para mostrar los momentos vividos, pero un texto nos mete en los zapatos del que escribe. La combinación perfecta: imagen y palabra. Esperaremos a mañana....
P Vázquez "ORIENTADOR" ha dicho que…
Sin duda que lo será... se te nota en las palabras. Disfrútalo y cuéntanoslo después.
El futuro bloguero ha dicho que…
Es un lugar precioso...

No hace falta la imagen, ya está suficientemente descrito, junto al río, al principio del mes de mayo, en plena naturaleza.

Un gusto
Le Mosquito ha dicho que…
Enhorabuena en ese río.
Amig@mi@ ha dicho que…
Esos son los mejores momentos, y lo que sale de ellos, los mejores logros, en este caso tu texto, que te dará la satisfación de disfrutar de tu "momento" una y otra vez.
¡¡Qué envidia...!!
Gise =) ha dicho que…
Si no fuera por esos Pc pequeños que existen hoy dia quiza nosotros no hubieramos podido disfrutar, aunque sea imaginando por tu descripción de ese momento de contacto con la naturaleza...es la ventaja de no vivir en el centro de la ciudad esos momentos de contacto con la naturaleza y la recarga de energía que implica...
Disfruta de esos momentos com si fueran los ultimos si al final es lo que nos llevamos no????
Besitos!!!!!!!!
la desanchá ha dicho que…
La mayoría, en ese rato para comer, van al bar de al lado, comen, se toman un café, leen el Marca y hacen tiempo hasta la hora de volver al trabajo. Usted se va al campo con su escalibada y su lata de atún, se baña en el río, observa los bichos.
Estoy segura de que cuando llegue su hora no tendrá usted que pensar que ha vivido en vano.
Dani Ripoll ha dicho que…
Qué suerte, ir a bañarse al río. Por mi tierra cántabra entrarías en hipotermia. Ya que citas a Thoreau, su libro "Pasear" se parece a tus "excursiones", sólo que sin cámara ni PC, jeje.
zbelnu ha dicho que…
Qué suerte! Tú sí que aprovechas el tiempo...
Mamen ha dicho que…
Me identifico mucho con tu pensamiento, me he imaginado yo misma haciendo lo mismo, y cada vez que lo hago pienso...¿la vida valdria la pena sin estos momentos? Creo que no.

No puedo entender cómo hay gente que no sabe disfrutar de la madre naturaleza. Qué vacios se deben de sentir. Y pensar que todo eso está ahí y muchos ni se dan cuenta...

Bonita entrada. No hacian falta fotos, ha sido mucho mejor imaginar.
Mamen ha dicho que…
Bueno, en algo discrepo. Yo no me llevaría el ordenador ni loca ;-)
Jesús-A ha dicho que…
A veces te odio un poco.
odette farrell ha dicho que…
Fue un placer leerte Frikosal, y sí...en tu ensayo se puede oler que estabas realmente gozando el momento.
Viva la vida! Viva la Primavera!!! Espero ansiosa la foto
nomesploraria ha dicho que…
"A veces te odio un poco."
y yo.
treehugger ha dicho que…
Lo mejor de sus riachuelos y libelulas es la ilusión con que lo cuenta.
Le Mosquito ha dicho que…
Me parece que no sube la foto porque después de la conferencia se fueron todos al río.
frikosal ha dicho que…
Creo que la foto la voy a dejar sin subir. A veces la imaginación tiene sus propios mundos (sutiles, ingrávidos y gentiles) y es mejor no pincharlos con unos pixels que nunca les podrán hacer justicia.
Le Mosquito ha dicho que…
De acuerdo. Gracias.
:)
Gise =) ha dicho que…
Como pompas de jabón...
Martin Gallego ha dicho que…
Ah, en este caso ganó la palabra... Suerte que Vd. también la domina, para regocijo nuestro!

Entradas populares de este blog

La libélula negra

¡ En busca de la luz zodiacal !

Andrómeda en el palacio de Siddharta