viernes, junio 11, 2010

La preplejidad de la hormiga (Wilson, Marx, Huxley y los Lamas)

Hormiga (camponotus cruentatus) mirando con cierta perplejidad.

Esta mañana he ido al cole de los niños a proyectar fotos de hormigas. Ayer estuve buscando algo de material en la red, para saber un poco que explicar, y me encontré con una frase que me pareció interesante (pero inapropiada para el parvulario). Se lo cuento.

Dice Edward Wilson, máxima autoridad mundial en hormigas que Marx tenía razón: el socialismo es la solución, pero para las hormigas. La clave para el socialismo perfecto al parecer está en que los insectos sociales no pueden reproducirse. Si uno puede reproducirse, entonces ya surgen los egoísmos de querer encontrar una buena pareja y robar las mejores porciones del pastel para los descendientes. En cambio, si es la reina la única que procrea, y además ya está fecundada, entonces todos trabajan, construyen y roban ... pero para el bien común. Daré un ejemplo: Las hormigas -muy higiénicas- tienen un vertedero donde arrojan los cadáveres y los alimentos que hayan podido pudrirse accidentalmente. Pues bien, si se ensucia a una hormiga con un líquido que huela a podrido, ella misma se va al vertedero y allí se queda. Hasta ese punto son solidarias.

Por otra parte, algunas sociedades humanas ya descubrieron hace milenios que la clave para la prosperar está en impedir la reproducción de los asociados. Pongan ustedes mismos su ejemplo preferido, yo (para variar) citaré al Budismo tibetano. Las hormigas cuentan con la ayuda de la biología para alcanzar el bendito estadio de criaturas asexuales, mientras que las sociedades humanas que no se reproducen carnalmente deben recurrir a otras poderosas armas para encontrar nuevos adeptos, como son la ideología, la educación de la infancia y la literatura fantástica.

Sin embargo, Aldous Huxley, que no se como andaría de entomología pero tenía la intuición feliz de los grandes escritores, en Un mundo feliz (1932) ya imaginó una sociedad humana y consumista en la que la reproducción estaba centralizada y en la que las diferencias sociales estaban basadas en diferencias biológicas.

Pero después, de las cenizas del crack del 29, tuvieron que nacer las dictaduras brutalmente totalitarias, la segunda guerra mundial y la era del miedo nuclear.

Ahora mismo yo también miro alrededor con cierta perplejidad. Veo cosas terribles y me pregunto a donde vamos. ¿Conocen el cruel chiste de aquel paralítico que fue a Lourdes en silla de ruedas, pero en una subida se le desfrenó y mientras bajaba incontrolable a toda velocidad, no dejaba de rogar "virgencita que me quede como estoy" ?

Añado: el otro día se me rompió la cremallera de la mochila de la cámara y si no se cayó montaña abajo mi irreemplazable D700 con el 24-70 fue por la rápida intercesión de St. Llibori de Puigpelat. Por lo milagrero que es, debería tener más devotos y me pregunto si el hecho de que yo (y no otros) haya escrito su vida es un obstáculo para la fe.

21 comentarios:

Josep Fábrega Agea dijo...

Lo que es cierto amigo Frikosal es que estamos instalados en la perplejidad a la que yo añado un adjetivo o estado : latente.
El estadio de la perplejidad latente puede conducir a cualquier otra acción todo estriba en QUÉ MÁS SUCEDA a partir de la instalación de la perplejidad

He asistido atónito a la anulación de facto del Estatuto de los Trabajadores, al procesamiento del Juez Garzón por los franquistas y sus descendientes, ahora a una reforma laboral que anulará el carácter vinculante de los convenios colectivos, a la impunidad de Camps , Fabra, Millet y Montull.

Al desprecio por la realidad catalana (bueno esto no ha sido una sorpresa) y de un Estatut aprobado POR EL PUEBLO y por su PARLAMENTO SOBERANO.

Al desprecio de mi trabajo como funcionario y por tanto a una gran indiferencia social por el recorte salarial que se nos ha perpretado.

No nos engañemos, los mercados están pulverizando los mecanismos democráticos que facilitan la cohesión social y la convivencia.

Todo ello produce una perplejidad que sólo puede conducir a la frustración y la frustración es madre de la violencia.

En fin somos los pulgones del hormiguero, nuestros azúcares alimentan al Mercado Reina. Las hormigas banqueras nos depositan convenientemente en las plantas azucaradas del consumo , de la hipoteca, del buen coche, de las vacaiones, del Iphone, del IPod etc etc. Cuando ya estamos suficientemente cargados de la conocida sacarosa DEUDAENEUROSA la convierten en ácido fórmico que nos inoculan a nosotros sufridos pulgones tras sernos extraido todo el azúcar hasta producirnos el paro, la ruina, el suicidio.

Y que todo esto no sea mas que en realidad Europa molesta y si reaccionamos demasiado bien y nos recuperamos, el próximo paso sea la ocupación o la guerra.

(puestos a novelar)
Salutacions

frikosal dijo...

Bueno, aunque no es mi estilo, yo propongo hacer un esfuerzo para ser optimistas.

Si que destacaría que en base a la preparación adecuada de la opinión pública, puede conseguirse que cualquier cosa sea aceptada con naturalidad.

Erelea dijo...

Fijándome un poco he visto que las hormigas salen del hormiguero y vuelven al hormiguero.

También me he fijado en lo que se mueve a mi alrededor, pero no he sabido sacar conclusiones claras.
¿Alguien sabe en qué dirección nos movemos? ¿Quién es usted? ¿Quién soy yo? Yo soy un tío optimista. ¿O no? ¿Qué hago aquí? ... ¿Ha dicho perplejidad? ¿Eso qué es?

¡Respuestas ya!

MartinAngelair dijo...

Creo que me salen muchas frases a tu entrada 'Preplejidad...Lamas'



...pero estoy realmente cansada.





Si quiero decirte hoy :), que de un tiempo a esta parte, sufro por pisar hormigas,...sufro con la posibilidad de pisarlas,...

...y echo de menos y me gustaría, volver a sentir la literatura fantástica.





(a ver si mañana llego a los Lamas)





Besos; B.N.C.M.

Joselu dijo...

Coincido en buena parte (no en todo) con lo que dice Josep Fábrega, especialmente en su afirmación de que "los mercados están pulverizando los mecanismos democráticos que facilitan la cohesión y la convivencia". Suelo leer la prensa digital y sus comentarios. Ha sido gozo lo que muchos han sentido con el recorte salarial a los funcionarios a los que se califica de parásitos, también están los que se alegran de la desgracia de las personas que se hipotecaron hasta los tuétanos y les cogió la crisis y han perdido el piso y siguen teniendo la deuda con el banco, están los que se alegran de que los inmigrantes tengan que volverse a su país, porque España es de los españoles... Este es el lado feo de la crisis: la insolidaridad, el ventajismo, la agresividad, el sálvese quien pueda y el que no, que se joda. Me duele la incomprensión hacia el dolor ajeno.

macroinstantes dijo...

Esta tarde en mi casa, tomando un café, he visto pequeñas hormigas flotando en la taza, me he quedado perplejo. Al parecer han invadido el azucarero. De los otros temas no sé nada, desde inventaron la TDT en mi casa dejaron de verse todos los canales...

Erna Ehlert dijo...

Leyendo tu entrada de hoy relaciono la perplejidad con la señal de tráfico de peligro: DESPREDIMIENTO.
¿Qué se puede hacer?
Ya puedes enfocar como quieras.

Ahora, la foto de la hormiga es una gozada. Que bien se ve los detalles del bichito.

Saludos

igniszz dijo...

Muy buena la frase de Marx. No has hablado del proyecto de socialización de la Santa Madre Iglesia.

Ars Natura dijo...

Pues sí que tienen una mirada perpleja la hormiga de su foto, que ni pestañea...

vilu dijo...

"No nos engañemos, los mercados están pulverizando los mecanismos democráticos que facilitan la cohesión social y la convivencia", comenta J.Fábrega. Para combatir esto como desvian nuestra atencion al Mundial de Sudafrica, despues las vacaciones y en Septiembre todo con depre postvacacional. De esta manera ganan unos meses. Ademas aprobaran por decretazo la reforma laboral el dia 16 de Junio !!!!! justo el dia que empieza su andadura en el Mundial España......¡¡¡¡que habiles són!!!! Ademas si tenemos "la suerte" de que España gane el Mundial....tendremos una cohesion social genial....hasta los inmigrantes enfundados en una bufanda española seran nuestros conciudadanos.

Belnu dijo...

Hablas de un tema que también es mío. Y me encantan tus fotos de hormigas, ya lo sabes, esta perpleja aún me resulta más cercana, ¿seré yo misma? Suerte se Sant llibori!

nomesploraria dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
nomesploraria dijo...

Que Sant Llibori nos proteja.

Myrtus dijo...

Siempre me han hechizado, con sus patas y sus mandíbulas.

De pequeña las observaba por su camino, les pasaba el dedo para marearlas y creo que, incluso, alguna me zampé.

Preciosa instantánea :D

Salut, Myrtus

treehugger dijo...

Me encantaron las explicaciones de Wilson. Genial.

Segun mi mujer esta crisis es como la gripe aviar: las noticias venden casi el final de nuestra civilización, el miedo se apodera de todos y algunos, los que mueven los hilos, se forraran. Al final nos daremos cuenta de que no havia para tanto...

Que Sant Llibori la bendiga.

Amig@mi@ dijo...

Una vez más la naturaleza nos enseña, pero para eso hay que saber leer sus señales, aunque para nuestra desgracia, sólo unos pocos están preparados.
Conclusión: "¡Qué viva el socialismo que practican las hormigas!"
Gracias por compartir.
Un abrazo

Paco Amor dijo...

Yo soy más de Santa Jennifer del Montcau.

Jordi Busqué dijo...

A mi, del libro de Edward O. Wilson, me impresionó mucho el caso de la hormiga-odre, que pasaba la vida colgada del techo de una galeria, con su abdomen hipertrofiado para ejercer de envase viviente. Contribuyó a acelerar mi entonces incipiente ateísmo.

V a v o dijo...

Frikosal, que tal? Sobre las hormigas (que me tenian entusiasmadisimo a eso de los 7 años) una vez oí, que todas dentro de una misma colonia tenian un parentesco genético, comparable al que tienen dos celulas de un mismo cuerpo. No sé que tan cierto pueda ser (No recuerdo a quien se lo escuché.) pero eso sería otra explicación de su fabulosa eficacia y compenetración. Genéticamente una colonia es un solo ser. Funcionan con la misma coordinacion que tus ojos y tus dedos. Algo así como lo que se cuenta en Mas que Humano de Theodore Sturgeon, pero mejor!

Bueno me salió larguito el comentario, me encanto la foto. Saludos abrazos y sonrisas.

frikosal dijo...

Si, es eso mismo, son casi como nuestras células, que tampoco pueden reproducirse por su cuenta por otra parte.

odette farrell dijo...

Qué intereante tu reflexión sobre las hormigas Frikosal!
Son temas tan antiguos para mi, de jovencita tuve pasión por estudiar a las hormigas y me leí la mayor parte de las novelas de Huxley :)))

Y tu que eres tan amante de la naturaleza qué has pensado del desastre ecológico del Golfo de México? Yo estoy angustiada por lo que le estamos haciendo a nuestro bello planeta.