Random art




Andaba por la calle cuando vi esta piel de manzana en el asfalto, formando una espiral logarítmica perfecta. Además, estaba justo al lado de una mierdecilla de perro, situada como un grupo de estrellas díscolas escapando de alguna galaxia. Precioso.

No pude resistirlo. De haber llevado una cámara mejor la habría sacado más nítida para hacer un poster como Dios manda, pero cuando regresé por la tarde ya no estaba. Sin contar que pasaban coches y tampoco era plan montar el trípode.

A esto creo que le llaman "random art" (pero tal vez no, por que confesaré que acabo de inventarmelo).

Comentarios

Entradas populares de este blog

La libélula negra

¡ En busca de la luz zodiacal !

Andrómeda en el palacio de Siddharta