Cuando llegueis a lo más alto



(Fragmento del discurso de fin de curso del Director de la escuela de negocios XXX)

Hoy abandonáis estas aulas formados como hombres y mujeres de provecho. Y ocupareis lugares de responsabilidad en las empresas de vuestros padres, o en las de sus amigos. No olvidéis inscribir a vuestros hijos en los colegios más caros para que así podamos reconocerles y entren en esta rueda. Estáis llegando a lo más alto, sabéis lo mucho que os ha costado, que habeis trabajado más duro que los demás, que sois más listos y más trabajadores que las cajeras de los supermercados y que los mileuristas .... No deberéis tener vergüenza de vuestra riqueza que es el justo premio a los mejores... como máximo, una mirada piadosa, esconder el asco, una sonrisa forzada, y una moneda.... Que los pobres, los feos, los vagos, los enfermos, los deficientes, no estropeen vuestra merecida felicidad, vuestro justo éxito, el fruto de vuestra audacia... en el fondo si ellos viven es gracias a nosotros.

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Dicen que el dinero y el exito no dan la felicidad no? van a ser infelices toda esa gente?

Rik

Entradas populares de este blog

¡ En busca de la luz zodiacal !

Andrómeda en el palacio de Siddharta