Licenido dormido y espigas paralelas

Una foto de hace más de 15 años, tirada con Velvia, un micro Nikon 60mm, una Nijon 601 y dos flashes Metz que eran un desastre.

Los licénidos son pequeñas mariposas que duermen cabeza abajo en una espiga silvestre. Salgan, si pueden, al atardecer y esperen a que el sol se haya puesto para poder descubrirlas eligiendo una espiga para pasar esa noche.

Yo ando desbordado de trabajo y también he estado haciendo unas fotos que en cuanto pueda les mostraré. Sean felices, dentro de lo posible.

Comentarios

calata ha dicho que…
una vez realice fotos de una al atardecer y devía de estar con un sueño bastante profundo pues estuve un buen rato molestando.

saludos
Xavi Piera ha dicho que…
! santa paciencia que tiene ud!!..para tomar esa foto...
Aquí le dejo un artículo publicado hoy mismo por el país que le va a interesar " Una teoría del cielo nocturno "

http://www.elpais.com/articulo/opinion/teoria/cielo/nocturno/elpepiopi/20100707elpepiopi_3/Tes

Salut!!
igniszz ha dicho que…
Porqué acota Ud. nuestra felicidad?
Limitar nuestro disfrute sólo a dentro de lo posible no es de recibo. Que cada uno sea feliz dentro y fuera de lo posible. ¿Acaso es imposible?
igniszz ha dicho que…
Imágenes tan bellas como ésta que ha subido ayudan a superar la impaciencia vacacional. Eso si que es de agradecer.
Amig@mi@ ha dicho que…
Ya prometías entonces...
Una imagen genial.

Me encanta la flor, y por una vez, sabía lo que son los licénidos y como duermen.
;)
Icíar ha dicho que…
Me gusta la foto con esa mariposa de cara tan peluda. Lo que propones me parece divertido. Me fijaré en las espigas por la noche, a ver si me encuentro un ejemplar así de peludo.
frikosal ha dicho que…
Me marcho una semana, ahora mismo apago el ordenador y salgo zumbando hacia, hacia.... ¿donde era?..

Procuren pasarlo bien.
Jesús Dorda ha dicho que…
Para mi los flahes Metz eran como un tesoro, pero menuda carga y gasto con las pilas y menudo montaje de cables y zapata TTL tenía que hacer para usarlos con la Canon A1
Lss licénidas son muy resultonas y si no hay más remedio que esperar a que se duerman... esperaremos, porque ¡mira que son inquietas!

Entradas populares de este blog

¡ En busca de la luz zodiacal !

Andrómeda en el palacio de Siddharta