lunes, octubre 16, 2006

Como encarar una tarde de Octubre

La cosa anda mal.

El gran Guerrero, maestro de las pequeñas cosas, nos ha dejado huerfanos temporalmente y la pequeña mancha roja de Júpiter ha aumentado su intensidad.

Menos mal que de momento nos quedan los flamencos...

1 comentario:

nomesploraria dijo...

Hola Frikosal! El lunes me di el lujo, en un viaje de trabajo, de pasear por las marismas del Algarve. Estaba lleno de flamencos. Los pillé lejos y movidos, claro.
Este es del Delta ¿no?
Per cert aquests de l'ABC son uns fills de la gran bagassa.